1994-Helmut-Newton-Master-Monte-Carlo-Photography

Helmut, te echo mucho de menos. Ya podías haber tardado unos años mas en morirte, maldito accidente de coche. Nos has dejado huérfanos en medio de una vorágine infernal de fotos mal retocadas, referencias horteras cogidas por los pelos y pedorras con afán de protagonismo. Viendo algunas cuentas de flickr me entran ganas de morirme a mi también.

Echo de menos tu ironía, tus revelados exquisitos, tus modelos anónimas e inaccesibles, la elegancia absoluta de tu trabajo, sin concesiones a un modelo de mujer cursi, blando, feminoide… Un brazo, daría yo porque mi trabajo tuviese la mitad de fuerza y calidad que el tuyo.

También echo de menos a gente con criterio, que aprecie un trabajo fotográfico bien hecho, que no se conforme con mediocridades, tópicos y lugares comunes, que sepa ver más allá de un par de tetas y un corsé y apreciar la diferencia entre empoderamiento y exhibicionismo, y entre representación sexual  y agresión patriarcal.

Siempre nos quedará el SUMO.