El Patio Maravillas celebra su 1.5 aniversario riéndose de la crisis y reclamando una inestabilidad propia. Pasacalles, conciertos, cata de vinos, teatro, flamenco… durante todo el fin de semana.